Inicio Estado de México Capacitan a servidores públicos de CODHEM sobre violencia obstétrica

Capacitan a servidores públicos de CODHEM sobre violencia obstétrica

102
0
  • Ninguna mujer en etapa de gestación debe ser discriminada ni recibir trato indigno.

Toluca, México.- Los servidores públicos tienen la doble responsabilidad de actualizarse y capacitarse sobre temas que les permitan mejorar su desempeño laboral, así como promover y difundir los derechos humanos, para ser más sensibles ante las quejas que se presentan por actos u omisiones, destacó el ombudsman Baruch Delgado Carbajal.

Durante el Curso-Taller “La responsabilidad profesional de los trabajadores de la salud y la violencia obstétrica”, explicó que a es un tema de relevancia en el campo de los profesionales de la salud, pues recientemente se configuró un tipo penal por acciones u omisiones, para sancionar con rigor la conducta que violente el derecho de las mujeres en etapa de gestación o de nacimiento de sus hijos.

El presidente de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, explicó que dentro del programa anual de capacitación de la Codhem, se organizan actividades que permitan actualizar y fortalecer los conocimientos de los servidores públicos, a fin de aplicarlos en las actividades a su cargo, como son las investigaciones ante las quejas que se presentan.

Por su parte, el comisionado de Conciliación y Arbitraje Médico del Estado de México, Jesús Luis Rubí Salazar indicó que la violencia obstétrica es cuando se afecta a los derechos humanos y reproductivos de la mujer, problema que siempre ha existido pero que se veía como algo natural, sin embargo, gracias a la tecnología moderna se ha hecho más visible y ahora es fácil conocer abusos y omisiones del personal médico, gracias a las redes sociales.

Dijo que ninguna mujer en etapa de gestación debe ser discriminada, humillada, ni recibir trato indigno u ofensivo durante el parto, porque esto viola los derechos a una atención respetuosa y también amenaza al derecho a la vida del bebé, al de la salud de ambos, la integridad física y la no discriminación de la madre.

Entre los efectos de ese tipo de violencia destaca el daño a la salud mental, complicaciones médicas y lesiones que pueden llevar a la muerte, enfermedades crónicas y discapacidad, por eso puntualizó que es responsabilidad del personal hacer bien su trajo.

Rubí Salazar detalló que la Comisión de Conciliación y Arbitraje Médico, tiene la función de contribuir a la calidad de los servicios de salud a través del monitoreo, por lo que debe emitir dictámenes basados en la imparcialidad, confidencialidad y la justicia.