Inicio Estado de México Concepción de la mujer no debe centrarse en la disputa de géneros

Concepción de la mujer no debe centrarse en la disputa de géneros

179
0
  • La participación de la mujer en todos los niveles de la vida pública, económica y social no es una concesión de los hombres y sí una realidad social, que no es un problema de sexos y sí de necesidades humanas.

Texcoco, México.- La nueva concepción de la mujer no debe centrarse en la disputa de géneros o en la competencia con el varón, sostuvo la profesora del Centro Universitario Texcoco de la Universidad Autónoma del Estado de México, Virginia Argelia González Borja, al hablar sobre la conceptualización y realidad del feminismo contemporáneo.

Ante alumnos, académicos e investigadores de este espacio de la Máxima Casa de Estudios mexiquense, advirtió que en la actualidad, la mujer debe crear conciencia, que se manifieste en el comportamiento, pensamiento y actitud, a fin de caminar conjuntamente, procurando que tanto el varón como la mujer sean similares en términos de igualdad, respeto y tolerancia.

Afirmó que la participación de la mujer en todos los niveles de la vida pública, económica y social no es una concesión de los hombres y sí una realidad social, que no es un problema de sexos y sí de necesidades humanas.

La académica universitaria aseveró que “la participación de las mujeres es indispensable para la funcionalidad económica y social y nada ni nadie puede evitarlo”.

La profesora de la UAEM reconoció que todavía el ser social está a la zaga de las necesidades de participación de la mujer; lo anterior, debido a que mucho del atraso es responsabilidad de ella misma, en aras de proteger el hogar, lo seguro, la estabilidad en el trabajo y el hogar, “donde sigue administrando las funciones y actividades para que no se descarrile”.

Privilegia, consideró Virginia Argelia González Borja, muchas de las relaciones dominantes masculinas en el hogar, por ejemplo, a los hijos sobre las hijas; sin embargo, las nuevas relaciones están también ya presentes, es decir, aquellas que tratan en igualdad de condiciones a las hijas e hijos. (Imagen tomada de la Internet: tribunainterpretativa)

Deja un comentario