Más Hospitales, pero con tecnología verde: Barrera Tapia

    0

    Los edificios son responsables del 40 por ciento de la energía global utilizada.

    México, Distrito Federal; 17 de febrero de 2014.- Con el objetivo de reducir las emisiones y generación de contaminantes que implican un riesgo para la población, la senadora María Elena Barrera Tapia presentó una iniciativa para que los establecimientos que brinden atención médica sean edificios inteligentes, toda vez que los hospitales gastan 2.5 veces más energía que un edificio de oficinas.

    Señaló además, que desafortunadamente los hospitales son edificios que tienen un gasto muy alto de energía y de recursos, de tal forma que contribuyen significativamente en el fenómeno del cambio climático.

    Por ello, la legisladora mexiquense propuso reformas al artículo 46 de la Ley General de Salud, para que las nuevas construcciones de hospitales cuenten con mecanismos verdes.

    Adelantó que, de aprobarse esta reforma servirá de base para que los nosocomios existentes se conviertan en instalaciones verdes y sustentables, con planes de manejo especializado para reducir gasto de los mismos, siempre conservando los niveles de cuidado y de calidad a los derechohabientes y pacientes atendidos dentro de las instalaciones.

    Abundó que algunos expertos consideran que las emisiones de gases efecto invernadero aumentan a consecuencia de las actividades del sector de la construcción.

    De acuerdo con el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, los edificios son responsables del 40 por ciento de la energía global utilizada, de una tercera parte de las emisiones mundiales de gas efecto invernadero, 30 por ciento del uso de materia, 25 por ciento de los desperdicios sólidos, del 25 por ciento del consumo de agua y el 12 por ciento de terreno ocupado.

    Asimismo, afirmó que el consumo de energía tanto en edificios nuevos como en los existentes puede reducirse en un estimado del 30 al 50 por ciento sin un incremento de inversión significativo en cuanto a los costos.

    “El ahorro de energía se obtiene a través de una gama de medidas como el diseño inteligente, además de las mejoras en el aislamiento, aparatos eléctricos de bajo consumo, ventilación, calefacción y aire acondicionado eficiente, y la política de conservación, ahorro de los usuarios y ocupantes de los edificios”, aseguró.

    En años recientes, dijo, la tendencia mundial de edificación es la de minimizar el impacto ambiental del sector de la construcción, a través del uso eficiente de energía, así como en el proceso de construcción como en la operación del inmueble.

    En este escenario, aplaudió la publicación en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la Norma Mexicana (NOM) de edificación sustentable NMX-AA-164-SCFI-2013, el 4 de septiembre de 2013.

    Expresó que lo anterior es importante para que dichos inmuebles consideren la NOM de edificación sustentable NMX-AA-164-SCFI-2013, “con lo cual se estarían implementando los objetivos del Plan Nacional de Desarrollo”.

    Finalmente dijo que también se deben considerar a los hospitales privados, ya que éstos deben implantar la economía verde en busca de la reducción de las emisiones de carbono.

    Deja un comentario